Desastres naturales

LA CIVILIZACIÓN HUMANA COLAPSARÁ ANTES DEL 2050 (30 AÑOS) PROBABLEM

Un angustioso análisis del cambio climático en Australia tiene algunas malas noticias: la...

UN ESTUDIO MUESTRA QUE EL HIELO ANTÁRTICO SE DERRITE A UNA VELOCIDAD

Una nueva investigación publicada el jueves reveló que las capas de hielo en la Antártida se están...

CIENTÍFICOS ADVIERTEN QUE LA DESAPARICIÓN DEL PERMAFROST AUMENTARA E

Aseguran que el derretimiento de los hielos en el Ártico provocará la liberación acelerada de...

EL CATACLÍSMICO EN FORMA DE BOMBA DE DEUDA GLOBAL EXPLOTARÁ EMPOBRE

Una vez que la bomba de la deuda mundial explote, no quedará mucho para nadie. Los gobiernos...

EL CAMBIO DEL CLIMA AUMENTA EL RIESGO DEL ENORMES TSUNAMIS CON OLAS DE

"A medida que los glaciares disminuyen en todo el mundo, modifican dramáticamente los paisajes",...

Los científicos dicen que la cantidad de terremotos severos probablemente aumentará fuertemente el próximo año debido a una disminución periódica de la rotación de la Tierra

Los científicos han advertido que podría haber un gran aumento en el número de terremotos devastadores en todo el mundo el próximo año. Creen que las variaciones en la velocidad de rotación de la Tierra podrían desencadenar una intensa actividad sísmica, particularmente en regiones tropicales densamente pobladas.

Recientes estudios de Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) advierten de que las poblaciones de peces y la seguridad de ecosistema marino se encuentran gravemente amenazados por la sobreexplotación pesquera y el cambio climático. Las cifras son alarmantes: las poblaciones de algunos peces se han reducido hasta un 75% desde 1970.

En el informe 'Planeta Vivo' ('Living Blue Planet') del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés) ha estudiado 5.829 poblaciones marinas de mamíferos, aves, reptiles y peces. El analisis evidencia la caída en casi un 49 por ciento del tamaño de estas poblaciones repartidas por todo el planeta en las últimas cuatro décadas. Algunas poblaciones de peces se han reducido cerca de un 75 por ciento.